Escapadas: Berlín

Berlín, capital de Alemania, ciudad repleta de historia. Vale la pena dedicarle un par de días o tres para pasear por esta bella y sobretodo sorprendente ciudad. Ciudad de contrastes, por otro lado. La sombra del pasado planea por algunas zonas de la ciudad, y sus huellas, aunque el paso del tiempo ayuda a borrarlas, permanecen latentes en el ambiente. De día ofrece una gran cantidad de lugares para visitar, y de noche bien vale la pena salir a tomar una copa por alguna de las numerosas terrazas veraniegas a disfrutar del ambiente juvenil.


El centro de Berlín está dominado por el Tiergarten (su traducción literal sería "Jardín de las bestias", pero seamos prácticos y tradúzcamoslo como corresponde, "Jardín Zoológico"). Este gran pulmón verde fue, en sus primeros años, una zona de caza y posteriormente pasó a ser una gran zona verde para uso y disfrute de los berlineses.

Tiergarten
El Tiergarten está atravesado por una de las avenidas más largas de la ciudad, la Straße des 17 Juni. La calle del 17 de Junio ha sido escenario en los últimos años del siglo XX y primeros del XXI de la Love Parade, una de las festividades más multitudinarias de toda la Unión Europea (UE). Desde 2004 esta fiesta no había vuelto a celebrarse por problemas de organización hasta este año, donde de nuevo se celebró una nueva edición de este festival bajo el lema "The love is back".

Love Parade
En el corazón de este parque se encuentra la columna de la victoria, "Siegessäule". En lo alto de la columna hay un ángel dorado que se ha convertido en un símbolo de la fiesta.

Columnata de la Victoria
La casa de las culturas está situada en la parte norte del parque, donde también se ha erigido una torre-campanario y una serie de edificios con un perfil serpenteante que resulta bastante curioso.

Casa de las Culturas

Casas serpenteantes

En la parte oriental del parque podemos encontrar el Reichstag (Palacio Real). Éste se puede visitar para subir a la cúpula y contemplar unas bonitas vistas de los alrededores. Pero si lo queremos son buenas vistas de Berlín, una verdadera panorámica de la ciudad, esperad a visitar la torre de televisión. Pero eso os lo comentaré más adelante.

Reichstag
Cerca del Reichstag encontraremos las señales de la ruta que trazaba el ya desaparecido Muro de Berlín. En 1961, la RDA construye un muro para separar las dos partes de Berlín, y de hecho para aislar Berlín oeste de toda la RDA, con el fin de acabar con la emigración de alemanes del este hacia el oeste. El muro fue derruido el 9 de noviembre de 1989. Esta fecha marcó un antes y después en la historia y desarrollo modernos de Berlín. Todavía se puede intuir la mayor parte del recorrido de este muro al atravesar la ciudad, e incluso se pueden contemplar partes del mismo o algunas torres de vigilancia que lo custodiaban.

Muro de Berlín 01

Muro de Berlín 02

La puerta de Brandemburgo está situado a muy pocos metros del muro. Fue construida entre 1788 y 1791, siguiendo el modelo de la puerta de acceso a la Acrópolis de Atenas. Ahora mismo constituye el símbolo de reunificación del país.

Puerta de Brandemburgo
Hacia el sur de la puerta nos encontramos con el memorial a las víctimas del Holocausto, monumento de reciente creación para honrar a las víctimas de la represión nazi. Está formado por una serie de láminas de hormigón dejadas caer sobre un suelo serpenteante, formando un laberinto por el cuál el visitante puede pasear. Por lo ciudad nos encontraremos con numerosas referencias a las víctimas de la II Guerra Mundial.

Memorial a las víctimas del holocausto
El Fernsehturm es la torre de televisión de Berlín. Es un punto de referencia muy conocido, cercano a la Alexanderplatz. La torre fue construída en 1969 por la RDA y su imagen fue usada desde entonces como un símbolo de Berlín Oriental. Ofrece una panorámica espectacular de toda la ciudad. El ascenso hasta la torre se realiza mediante una subida vertiginosa en ascensor (220 metros en 6.25 segundos). La altura original del Fernsehturm era de 365 metros, pero pasó a ser de 368 luego de la instalación de una nueva antena en los años 1990. Es actualmente el segundo edificio más alto de Europa, sólo superado por la Torre Ostankino de Moscú.

Torre de TV
Otro de los puntos más bellos de la ciudad es, en mi opinión, la catedral de Berlín (Berliner Dom). Se construyó bajo las órdenes del emperador Guillermo II en el mismo lugar donde se erigía con anterioridad desde 1750 una catedral más pequeña, barroca. En mayo de 1944, la catedral de Berlín sufrió graves daños como consecuencia de ataques aéreos. Una bomba incendiaria alcanzó la cúpula allí donde hoy en dia puede contemplarse de nuevo el tragaluz con la paloma. La cúpula quedó calcinada y destruyó, al caer, otras partes interiores y la cripta.

Catedral 01

Catedral 02

Catedral 03
Catedral 04

Entre las partes más destacadas de la catedral se encuentran:
- las ocho pinturas mosaicas en la cúpula, con representaciones de beatitudes evangélicas del Sermón de la Montaña de Jesucristo,
- la mesa del altar, tallado en mármol y con las doce figuras de los apóstoles en su parte central,
- el órgano, uno de los mayores ejemplares del romanticismo, y
- el púlpito, tallado en madera de roble.

Un ejemplo del renacer de Berlín es la Postdamer Platz. Esta plaza, donde se instaló el primer semáforo de Europa, era uno de los puntos con más actividad de la ciudad en tiempos pasados, hasta que en la segunda guerra mundial quedó totalmente destruida. Este hecho, junto con la construcción del muro, hizo que la plaza quedara completamente olvidada en el recuerdo de los berlineses y pasó a ser casi una plaza fantasma. En la actualidad, la plaza ha recuperado todo su esplendor con una nueva arquitectura moderna, con rascacielos y el Sony Center, un lugar donde ocio, tecnología y modernidad se unen para regocijo del turista.

Postdamer Platz
El último lugar que comentaré en este recorrido (más que nada por no hacerlo tremendamente largo y aburrdido) será el barrio judio. Es en este lugar donde más referencias podemos encontrar a los desaparecidos durante el asedio nazi, y donde la herida todavía no ha cicatrizado. Es muy común encontrarse en el suelo placas recordando a gente que fue tiroteada, capturada, o torturada por el régimen nazi.

Barrio judio 01

Barrio judio 02

De esta herida parece haberse recuperado un patio interior donde se han reconstruido las fachadas de estilo judio, dotando en un encanto especial al hecho de tomar un refresco en cualquiera de los restaurantes que se encuentran en su interior.

Fachadas en el barrio judio
El transporte en Berlín es fantástico. Las redes de metro (U-bahn), tren de cercanías (S-bahn) y tren (DB) cubren casi todos los rincones de la ciudad, y hacen accesible al viajero cualquier lugar que se desee visitar con rapidez y comodidad. Destacar, por encima de todas, la Estación Central de Berlín, Hauptbahnhof, centro donde convergen las 3 líneas de transporte previamente comentadas.

Berlin Hauptbahnhof
En resumen, Berlín resulta una opción muy interesante para realizar una escapada de un fin de semana largo y gozar de todas las maravillas de esta ciudad castigada por el pasado y centro neurálgico de acontecimientos que marcaron la historia reciente.

Por último, una mención especial a mi compañera de viaje, Ruth, que hizo que la estancia fuese muy agradable.